Tres cosas hay en la vida…

¿Te acuerdas de esa frase?
Tres cosas hay en la vida, Salud, Dinero y Amor y el que tenga esas tres cosas, que le de gracias a Dios.

Así dice una frase célebre que casi todos hemos escuchado o hemos dicho más de una vez. ¿Pero qué ocurre si no “tenemos” esas tres cosas? ¿Y si nos falta una de ellas?

Si me lo permites, quiero desmontar esta frase, cambiarla, transformarla para que puedas ver como tu felicidad, la felicidad y agradecimiento que puedes percibir en tu vida no depende de tener esas tres cosas…. sino más bien, es al contrario. Tener una actitud positiva, cultivar un sentido de gratitud y felicidad por quien somos, por todo aquello que podemos lograr cuando nos lo proponemos, esa es la clave para tener salud, dinero y amor.

Si, puede ser fácil decir eso pero ¿y lograrlo? ¿y sentirlo? Está claro que si estamos viviendo un momento difícil, pasando quizás por la enfermedad de algún ser querido, enfrentando a un duelo por la pérdida de un familiar, intentando rehacer la vida tras una separación…. poco nos ayuda que nos digan que primero tenemos que ser felices para luego tener salud, dinero y amor… ¿Cómo puedo ser feliz en este momento tan duro de mi vida?
a

Psicólogos de muchas universidades han estudiado algo invisible. La felicidad. ¿Se puede medir? ¿Es visible de alguna manera la felicidad? Aunque sea un concepto abstracto, algo que no podemos ver ni tocar, si es posible estudiar la felicidad analizando los resultados que obtienen las personas que dicen ser felices.

Por eso te decía que el tema de la felicidad, la salud, el dinero y el amor, puede parecer un enigma como el del huevo y la gallina. ¿Para ser felices tenemos que tener salud, dinero y amor o primero es necesario ser felices para poder disfrutar de estos tres aspectos de nuestra vida?

Pues si, en la Universidad de Carolina del Norte, en EEUU, la psicóloga Barbara Fredrickson ha estudiado los resultados que consiguen en sus vidas las personas felices. Y ha confirmado que la felicidad es el huevo, es el origen de la calidad de vida que una persona puede disfrutar a lo largo de su vida. Y ha recogido en un decálogo los beneficios más importantes de la Felicidad.

BENEFICIOS DE LA FELICIDAD

1) Tener un talante positivo hace más probable que prosperen nuestras relaciones personales, tanto a nivel familiar, de pareja o la amistad.

2) Una actitud positiva influye en el tipo de pensamientos que produce nuestra mente y son diferentes a los que adoptamos si tenemos una actitud negativa. Eso hace que nos cambien nuestros comportamientos y nuestras emociones.

3) La felicidad es también un aspecto importante para generar un tipo de pensamiento creativo, tolerante hacia las situaciones que nos toca vivir, un pensamiento generoso, constructivo y más relajado.

4)Cultivar la felicidad funciona como un protector ante el paso del tiempo. Las personas felices tienen mejores hábitos que condiciona una salud mejor, mejoras en la tensión arterial y disfrutan de un sistema inmunológico más fuerte que les sirve de escudo protector ante muchas enfermedades.

5)En relación con el dinero, según un estudio realizado en Australia, las personas más felices tienen mayores probabilidades de conseguir empleo y obtienen mejores salarios.

6) La perseverancia es también una cualidad con la que cuentas si trabajas para sentirte feliz cada día. Las personas optimistas, felices, se fijan objetivos más ambiciosos, lo que hace que rindan mejor y consigan alcanzar metas más altas que quienes no se consideran personas felices.

7) Ser feliz no evita que una persona se enfrente a momentos dolorosos o difíciles, pero ante estas situaciones, son más resilientes, soportan mejor el sufrimiento y el dolor.

8)No solo sentirnos felices, sino también saber compartir y expresar nuestra felicidad resulta importante para nuestras relaciones personales, amorosas y en la amistad.

9) Otro de los beneficios con los que nos compensa la felicidad tiene que ver con la cantidad y calidad de nuestras amistades, tantos las superficiales como las verdaderas. Una persona feliz cuenta con mayores probabilidades para tener una vida social más variada incluso una pareja estable. Las personas felices son más altruistas y participan con más asiduidad en actividades grupales.

10) Los beneficios de albergar una actitud positiva también ayuda a maximizar los beneficios sociales e intelectuales, que a la larga se amplifican y son acumulativos.

Cultivar el optimismo, centrarnos en la gratitud, tanto por quien somos como por lo que tenemos, disfrutar cada día de las pequeñas cosas, sonreír, alimentar pensamientos positivos, en definitiva, tener una actitud positiva ante la vida es la clave para poder hacer realidad aquella frase con la que inicié el artículo.

Si quieres tener salud, dinero y amor, recuerda que es prioritario trabajar en tu actitud, en la manera en que percibes la vida y en la manera en que te percibes también a ti. Ser feliz hace que como resultado logres mejoras muy significativas en tu vida y que como recompensa mantengas la salud, el dinero llegue y conserves el amor por más tiempo.

A menudo la vida y sus avatares pueden cubrirnos con un halo de tristeza, de frustración, de desilusión con respecto a nuestro futuro. Si hoy no te sientes feliz, recuerda que NO ES EL MOMENTO DE RENDIRSE. En realidad, desde mi punto de vista, no existe un momento en el que valga la pena rendirse y abandonarnos al sufrimiento.

Si hoy estás atravesando un mal momento, recuerda que puedes pedir ayuda, que gestionar las emociones es algo que siempre podemos hacer, incluso aprender a hacer y mejorar así nuestra calidad de vida y nuestra felicidad.

Viki Morandeira

Coach Ontológico

Anuncios