¿Que tipo de Comunicador eres?

talk to the hand - business woman

¿Qué tipo de Comunicador eres?

Así como hay distintos tipo de personalidades, distintos tipos de Conductas Asertivas, también hay diferentes maneras de “ser” comunicador. Virginia Satir, especialista en la comunicación y enfocada principalmente en la comunicación a nivel familiar, hizo una distinción en cinco maneras de enfrentarnos a la tarea de comunicarnos. Puede que te veas reflejado en más de un tipo de “comunicador”, y eso será así porque nuestra manera de actuar de comportarnos, varía en función de las personas con quienes estamos comunicándonos. Puede que en el ámbito de tu pareja te identifiques con el comunicador “superrazonable” y que con tu padre, por ejemplo, te identifiques con el comunicador “aplacador”, por poner un ejemplo. No te resistas a identificarte. Incluso aunque no te guste lo que veas, poder asumir que hay algo que podemos mejorar es mucho mejor que mirar para otro lado y tratar de autoengañarnos.

No suele ser “agradable” enfrentarnos a nuestros problemas de comunicación con las personas que más nos importan (pareja, hijos, padres, hermanos, amigos intímos), puede provocarnos ansiedad, miedo, dolor. Aún así, también nos provoca sentimientos dolorosos el hecho de no tener una mejor comunicación con esas personas, ¿verdad? No es nada raro que nos resulte difícil resolver estas situaciones.

Vamos a definir los 5 tipos de Comunicación que define Virginia Satir, y puede, que con suerte, nos identifiquemos con alguno de ellos!

El Aplacador (también le llama minusválido, pero a mi me parece exagerado)

– El aplacador, es un comunicador que no suele expresar su opinión, sobretodo, cuando puede ser contraria a los demás. El aplacador, busca la aprobación y el amor de los demás, tratando de complacer, de disculparse, de congraciarse, busca como imprescindible la aprobación de los demás. Puede tener baja autoestima, sentir que no vale como los demás, incluso se siente responsable de los errores ajenos, cree deberle gratitud a los demás y se muestra en actitud suplicante.

El Culpador (agresivo)

– El acusador, siempre encuentra los errores de los demás, es un poco (o bastante) dictatorial, es quien manda, y no le importa rebajar a los demás. Y es así, porque internamente, también tiene una baja autoestima y no se considera a si mismo gran cosa. Cuando tiene “subditos” o a quienes dominar, siente que le toman en cuenta. La posición del cuerpo es señalando con el dedo.

El Superrazonable (se pasa de políticamente correcto)

Correcto, lógico y razonable en exceso. Es calmado, más bien frío, poco demostrativo en sus emociones, más similar a una computadora que a una persona. Según Virginia Satir, los superrazonables, se guían por la norma: ” Di las palabras correctas, no demuestres sentimientos, no reacciones”.

El Irrelevante (colgado de su nube)

Cuando habla o hace algo, por lo general, no tiene nada que ver con lo que estaban hablando o se esperaba que hiciera. Como si estuviera “descolgado” de las conversaciones, ignorando las preguntas, no siguiendo el hilo de las conversaciones, como si no prestara atención a lo que se venía hablando. Virginia lo compara con un Trompo que va de aquí para allá.

El Comunicador Funcional (fluido o natural)

La comunicación es SANA, fluida, natural, funcional, cuando se dan las siguientes condiciones.

  • claridad y precision en la comunicación, haciendo aclaraciones cuando se le piden o cuando la otra persona desea verificar o parece no comprender.
  • pide aclaraciones, verifica lo dicho para compararlo con lo escuchado y así determinar si ha comprendido bien.
  • muestra congruencia y coherencia entre lo que expresa, lo que dice, y su lenguaje corporal.
  • es capaz de mostrar calidez, enfado, mostrando un mensaje claro, sin vueltas, tranmitiendo de forma sencilla y directa coincidiendo en su lenguaje verbal y no verbal.
  • es un comunicador valiente, con coraje, no teme ir al enfrentamiento, pero eso si, siempre respeta la autoestima de su interlocutor. Demuestra franqueza y respeto al hablar y al escuchar.
  • muestra integración, fluidez, apertura hacia el otro, propiciando así la solución de los conflictos.
  • mejora la relación con los demás, al transmitir confianza, sinceridad y rectitud.

Todos, cada día, tenemos problemas que podemos (y debemos) resolver mediante la comunicación. Si vamos afianzando el modelo de Comunicador Funcional, iremos ganando relaciones personales mucho más sanas, más sinceras, donde ambos nos encontremos a gusto y tenidos en cuenta…

Ya sabes… si quieres aprender a comunicarte, puedes pedir información sobre el taller  Comunicación Asertiva. 

Viki Morandeira

Tu Coach Personal

Este artículo también pueden leerlo en Gestiópolis

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s